Esas viejas que aun teniendo una avanzada edad aunque buscan de los jóvenes para sentir placer cuando se sienten mal o se sienten solitarias, no es que sea un pecado hacer eso y menos un delito pero caramba estan rompiendo con los estigmas de esta sociedad que dice y dicta que una mujer mayor no debería andar con un joven agarrada de mano y teniendo intimidad pero quien puede negarse al placer, ¿ni siquiera una anciana?, pues no, ni siquiera una anciana puede negarse al placer de esta re la cama con un jovencito que esté dispuesto a darle placer a esa anciana o señora mayor.

Y aunque para muchos esto sea una completa falta de respeto para esas señora no lo es para nada pues ellas sin duda alguna se la pasan bien bueno en la cama y en el fondo de todo esto es lo que realmente les interesa a ellas como tal aunque tengan que pagar por ese placer sexual de estar con un joven en la cama lo hacen con toda la tranquilidad posible, porque saben que un joven tienen mucha energía en ese motor para hacerlas sentir.

Y eso lo que busca una mujer mayor al enredarse con un joven mucho más joven que ella, SENTIR, sentir placer que ningún hombre de su edad ya le hace sentir y es que nunca se podrá comparar un hombre adulto con uno joven que apenas inicia los placeres de la vida y los conoce como tal, eso es lo que buscan esas viejas perversas, que las hagan sentir buen aplacer cuando hacen el amor o cuando se lo hacen mejor dicho.

5 / 5 stars     

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here